Mi Milagro: Alanis Zoé

Por: Lizvette Figueroa 

“El me respondió y  mirándome a los ojos y sujetando mi mano, me dijo estas palabras jamás las olvidaré: ‘Yo confio en ti y creo en ti, tu fuiste creada perfecta para parir y traer esta niña al mundo, pero jamás permitiría que tu y tu niña estén en riesgo.Vamos a esperar, regreso al mediodía y entonces tomaremos una decisión’ 

Sigue leyendo

Una cesárea que me salvó la vida.

Por:  Natalia Dávila

“Cada vez que sentía una contraccion decía: “ya viene la sangre”, y así mismo fue. Decidieron no esperar más y me llevan al quirófano, yo angustiada, llorando, sin mi familia..”

Sigue leyendo